Llamada a la oración y ayuno: el trabajo del Espíritu Santo

Hoy, el día 7 de los 40 días de oración, estamos estudiando sobre este tema, para orar con conocimiento. He encontrado una publicación bastante interesante sobre eso: 10 Cosas que debes saber sobre el Espíritu Santo

A parte de este artículo muy completo, quisiera enumerar algunas acciones que debemos considerar al orar:

1.El Espíritu ya está en nosotros:

¿Cómo sabemos que permanecemos en él, y que él permanece en nosotros? Porque nos ha dado de su Espíritu.

1 Juan 4:13

Cuando recibimos a Jesús como nuestro Señor y Salvador, recibimos al Espíritu Santo. Es a través del propio Espíritu Santo que llegamos a arrepentirnos. A esto se refiere el versículo:

32 A cualquiera que dijere alguna palabra contra el Hijo del Hombre, le será perdonado; pero al que hable contra el Espíritu Santo, no le será perdonado, ni en este siglo ni en el venidero.

Mateo 12:32

El pecado en contra del Espíritu Santo es no escucharle en Su invitación para arrepentirnos. Eso no será perdonado pues solo hay salvación cuando venimos a Cristo, arrepentidos y pedimos su perdón.

2. El Espíritu Santo trae Su fruto a nuestras vidas:

 Mas el fruto del Espíritu es amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe, mansedumbre, templanza; contra tales cosas no hay ley.

Gálatas 5:22-23

Fijaros que no dice “los frutos”, sino “el fruto”. Es un paquete integral. Cuando es Espíritu Santo está en nosotros, estaremos demostrando cada una de estas calidades. Con esto en mente, al orarnos, si nos damos cuenta que nos falta el amor, o el gozo, u otra parte del fruto, clamemos con confianza. Ya tenemos todo esto en nuestra vida, pidamos por su manifestación.

Que el Dios de la esperanza los llene de toda alegría y paz a ustedes que creen en él, para que rebosen de esperanza por el poder del Espíritu Santo.

Romanos 15:13

3. El Espíritu Santo nos habla

El Señor quiere guiar nuestros pasos, dirigir nuestra oración, revelarnos Su voluntad, etc. Esto es el papel del Espíritu Santo en nuestras vidas. En eso queda demostrada la gran importancia de vivir despiertas a Su voz. Os dejo algunos versículos que esclarecen este trabajo de Dios en nosotros.

Si el Espíritu nos da vida, andemos guiados por el Espíritu.

Gálatas 5:25

Pido que el Dios de nuestro Señor Jesucristo, el Padre glorioso, les dé el Espíritu de sabiduría y de revelación, para que lo conozcan mejor.

Efésios 1:17

Enséñame a hacer tu voluntad,
porque tú eres mi Dios.
Que tu buen Espíritu me guíe
por un terreno sin obstáculos.

Salmos 143:10

Así mismo, en nuestra debilidad el Espíritu acude a ayudarnos. No sabemos qué pedir, pero el Espíritu mismo intercede por nosotros con gemidos que no pueden expresarse con palabras.

Romanos 8:26

Os dejo también un enlace sobre como Él habla y como debemos escuchar:

Escucha la voz del Espíritu Santo

Que hoy, oigamos y cumplamos la voluntad del Padre. Corrijamos lo que hay que corregir, cambiemos dirección, hagamos Su voluntad.

Por lo cual, como dice el Espíritu Santo:
    Si oyereis hoy su voz. No endurezcáis vuestros corazones,
Como en la provocación, en el día de la tentación en el desierto,

Hebreos 3:7-8

Quedaros en la paz del Señor.

Mara

Llamada a la oración y ayuno: ¡Empieza por mí, Señor!

Hoy empezamos nuestros 40 días de oración y ayuno. Si quieres más información sobre la oración, os invitamos a visitar la barra lateral de nuestro blog para temas específicos que puedas estar buscando. Si quieres saber más sobre el ayuno, te invitamos a leer nuestra publicación de ayer: tipos de ayuno.

Hoy, sin embargo, queremos ubicarnos. ¿Dónde estamos espiritualmente?

Yo veo 3 tipos de personas posibles en este grupo que desea orar por el mundo. Es importante saber dónde uno está para saber que pasos dar para proseguir en este camino.

  1. Hay personas que no saben nada sobre la oración o ayuno, y quizás ni sepa porque ha llegado aquí. Has visto el anuncio y te pareció interesante y relevante en el momento en que vivimos. ¡Estás exactamente donde debes estar! Si pudiera tomar un café contigo te contaría cosas muy importantes. He visto que una iglesia en Mexico ha hecho la ilustración que muestra estas verdades muy bien. La comparto:

Te pido, que, se hiciste esta oración invitando a Cristo, que nos haga saber. Queremos agradecer a Dios y celebrar contigo. Dependiendo de donde vives, trataremos de enviarte una Biblia. Escríbenos en contacto.

2. Si has recibido a Cristo en el pasado, pero te sientes alejada, ¡estás también donde debes estar! Hoy es el día de pedir perdón por alejarte y empezar de nuevo. El Señor promete olvidar nuestro pasado, alejándolos para siempre y ¡se olvida de ellos! Su gracia cubre nuestros pecados. Él ha estado en pos de ti como el pastor que ha perdido una de sus 100 ovejas. Él deja las 99 y va por la que está perdida. Hoy Él está con los brazos abiertos, esperándote. Ora mientras escuchas esta canción.

3. Estás caminando con Cristo y quieres estar cada vez más cerca de Él. Es natural que cuanto más cerca estamos más vemos nuestra condición y menos creemos merecerlo. Al Señor le agrada el corazón humilde. También estás en el lugar correcto. Saca provecho de estos días de oración y ayuno para conocerle más, aprender más de Sus caminos y caminar a su lado en todos los momentos.

No importa que tipo de persona eres, en que grupo estés, Jesús te ama y quiere ayudarte a conocerle, quiere perdonarte y darte bendiciones maravillosas. Él es un Dios generoso que quiere dar cosas buenas a sus hijos.

Hoy nuestro énfasis de oración es personal: ora por ti, por tu camino con Cristo, por perdón y crecimiento.

Mara